I Don’t Wanna Grow Up (O qué pedo con los 25)

Y así, de un día al otro cambié de demográfico en las encuestas. Ya no debo tachar la primera opción (18-24), ahora me he convertido al menos para los encuestadores y mercadólogos en otro tipo de persona. Imagínense, queridos lectores que tan abandonados los he tenido, que hasta recibí un SMS de los PAPÁS de un amigo que decía: “bienvenido al mundo de los adultos”.

VERGA
VERGA
VERGA

¿Les cae? ¿Ahora sí ya soy un adulto? ¿Tendré que vestirme con mocasines y ropa sport los fines de semana? ¿Me tengo que cortar el pelo y usar los pantalones donde “dios manda”? ¿Puedo regañar a los niños? ¿Me tengo que neurotizar por deudas y tarjetas de crédito? ¿El predial? ¿La calvicie? ¿Niños, familia? ¿Empezar a pensar en comprar un auto deportivo?

Y hablando de autos, mi chevy que en alguna vez fue apodado “La Unidad” también cumplió años. Como orgulloso padre estuve presente con camarita y todo. Miren nomás.



He envejecido con él. Me estoy volviendo viejo, y cada vez escucho más música para adolescentes, como Metallica o Los Ramones:

Para acabarla de chingar, amanecí el día de hoy con una gripa avasalladora. Buen inicio de nuevo demográfico, Baxter.

Advertisements

2 Responses to I Don’t Wanna Grow Up (O qué pedo con los 25)

  1. Salvador Alvarado says:

    Bienvenido a los 25 … yo creo que lo que tienes que hacer ahora es aprender a bailar break!!

  2. Garash says:

    Bienvenido al club de los que resisten.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: